Tiempo de lectura: 2 minutos

La información de este artículo está actualizada para el ejercicio fiscal 2023 (declaraciones presentadas en 2024).

¿Una factura fiscal abultada? Le dejamos algunos consejos...

A nadie le gusta una factura alta... ¡ya sea la del cable o la de los impuestos! Es posible que no pueda evitar pagar a Hacienda, pero hay formas de reducir su deuda tributaria. Permítanos mostrarle algunas maneras.

1. Nunca es tarde para planificar... ¡contribuye a tu plan de jubilación!

Las aportaciones a una cuenta individual de jubilación (IRA) tradicional con diferimiento de impuestos reducen su renta imponible, por lo que deberá menos a Hacienda. Independientemente de la deducción estándar o las deducciones detalladas, ahorrará dinero en su factura fiscal de inmediato.

Nota: Las cuentas IRA tradicionales tienen impuestos diferidos y no están exentas. Esto significa que seguirá debiendo impuestos a Hacienda, pero generalmente en el momento de la jubilación, cuando su base imponible será mucho menor. Las aportaciones a las cuentas IRA están permitidas hasta la fecha límite de impuestos de cada año, que suele ser a mediados de abril.

2. Invierta en su salud para reducir su base imponible.

Inscríbase en una cuenta de gastos flexibles (FSA) a través de su empresa. Porque la salud es riqueza. Esto le permite ahorrar dinero para gastos médicos y cuidado de dependientes. Las FSA son "úsalas o piérdelas", así que asegúrate de utilizar tus beneficios antes de que caduquen al final de cada año.

Nota: Las aportaciones a la nómina de las FSA están exentas de impuestos.

3. Haz el bien, salva el bien

Puede ahorrar dinero en sus impuestos desgravando las donaciones benéficas. Esto incluye donaciones de dinero, ropa y otros artículos de primera necesidad. Si has apoyado a una organización benéfica mediante trabajo voluntario, puedes incluso reclamar gastos de viaje y administrativos. Sí, ¡ahorra para hacer un bien mayor! ¡Todos salimos ganando!

Nota: Para deducir sus donaciones benéficas, debe detallarlas.

4. Agrupa tus deducciones.

Puede agrupar sus deducciones acumulando dos años de aportaciones en un solo año. O puede detallar las deducciones cada dos años. Agrupar sus deducciones marcará más la diferencia al acumular deducciones más pequeñas. Por ejemplo, en lugar de donar 5.000 $ anuales a una organización benéfica, puede donar 10.000 $ cada dos años.

5. Ser tu propio jefe puede salirte caro.

Si eres autónomo o contratista independiente, puedes ahorrar dinero en tus impuestos sabiendo qué es deducible. Entre los gastos subvencionables están el material de oficina, la deducción por espacio de oficina en casa, los servicios públicos y los seguros. También pueden deducirse los gastos de desplazamiento por motivos profesionales, como el kilometraje, el aparcamiento y los peajes.

¿Necesita ayuda para reducir su factura de impuestos? Presente su declaración con ezTaxReturn.com hoy mismo y permítanos ayudarle a obtener los beneficios fiscales que se merece.

Los artículos y contenidos publicados en este blog se facilitan únicamente con fines informativos. La información presentada no pretende ser, y no debe tomarse como, asesoramiento legal, financiero o profesional. Se aconseja a los lectores que busquen la orientación profesional adecuada y lleven a cabo su propia diligencia debida antes de tomar cualquier decisión basada en la información proporcionada.